VIAJE A PENINSULA VALDES – RUTA 3

Las distancias en esta parte del planeta se atenúan, y lo que hacía unos meses me parecía lejano, hoy son definitivamente meros cientos de kilómetros. Casi de manera involuntaria se fue instalando en nosotros la necesidad de visitar PENINSULA VALDES antes de abandonar Argentina, ya fuera por las fotos que veíamos en postales o por las charlas con viajeros que cruzábamos en el viaje. Con poco que se indague sobre esta zona del atlántico argentino se llegará a la conclusión, que este trocito de tierra alberga una fauna salvaje que campa con total libertad en un entorno privilegiado y hermoso. Así pues, ¿que eran 1900 kilómetros para dos viajeros sin prisa y una motor home del 87?

VIAJE A PENINSULA VALDES – UNA PUERTA A LO INDÓMITO

Para llegar a nuestro objetivo nos esperaban 1900 km en dirección norte de asfalto por la RUTA 3, poesía para nuestros oídos después de haber batallado con caminos de ripio imposibles que ponían a prueba a Larry en cada recodo de la RUTA 40.

La Ruta Nacional 3, en Argentina, durante más de 3000km., une las provincias de Buenos Aires, Río Negro, Chubut, Santa Cruz y Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur.

En nuestro caso, la ruta la iniciamos desde la última provincia, desde la ciudad más austral del mundo, USHUAIA.

La RUTA 3 bordea toda la costa atlántica de la patagonia Argentina.

El camino se halla interrumpido en el Estrecho de Magallanes, por lo que el acceso entre las provincias de Santa Cruz y Tierra del Fuego se efectúa por Chile, mediante la Ruta CH-255 y Ruta CH-257 de 57 km al norte del Estrecho y otra de pavimento y ripio de 148 km al sur del mismo.

El cruce del Estrecho de Magallanes se realiza en 20 minutos mediante un ferry que recorre 4,65 km. Aquí te dejo un artículo muy interesante para echar la vista al pasado de este mítico estrecho. LEER ARTÍCULO

Tras varias horas de ruta rodeados de pura pampa, y tras hacer uso de los tanques extras de combustible que guardamos a conciencia, un ruido extraño irrumpe en la furgoneta.
La quinta velocidad muere, y los piñones del rodamiento se despedazan en la caja de cambios. Recorremos los próximos 350 km en 4 velocidad para llegar a Caleta Olivia y pernoctar al amparo de la farola de CAR-FAC. La suerte nos sonríe con José y su equipo, excelente mecánico y mejor persona, más que recomendado.

mecanic

Piñones rotos del rodamiento de la 5 velocidad y marcha atrás.

 

Equipazo a pleno rendimiento.

 

No hay tiempo para el descanso. Diego y Jose laburando.

 

Trabajo cumplido en tiempo record.

 

CAR-FAC, el mejor taller de Caleta Olivia.

 

Pero no todo fue duro trabajo en Caleta Olivia, también disfrutamos de unos visitantes en la costa, poco usuales para nosotros… los lobos marinos. Y como no podía ser de otra manera, disparamos más de cien fotos entre risas y gaviotas.

Lee el artículo BAILANDO CON LOBOS – CALETA OLIVIA, para conocer más sobre estos fantásticos animales y saber dónde poder verlos muy de cerca de manera gratuita.

 

Compártelo con tus amigos:

M.M.B.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *