La perla escondida de Chubut – EPUYEN

epuyen chubut

“La pupila se dilata negra y lentamente copando un iris de color, inane y circular. La pavorosa noche se va haciendo amiga y conocida, y lo que antes era tenebrosa oscuridad, ahora son negros troncos de árboles atravesados que dejan entrever el cielo. Crepitan las ascuas a lo lejos y devienen rojas, negras, rojas y lacerantes luces. Con dubitativo paso, Ophelia busca el camino de regreso forzando la mirada en un suelo húmedo y blando de hierba alta. El ritmo cardíaco se le acelera cuando el piso pasa a ser arena que hunde sus pies y la poca valentía que le quedaba.

Al levantar la frente, un lago enorme entre cerros de picos nevados refleja un cielo brillante de estrellas y manchas de leche. Le cautiva y le relaja. Pero durará segundos la placida emoción cuando repare en el silencio tan absoluto que se adueña de tan vasto paisaje. No existe el viento, el sonido, el color. Todo le parece incorruptible. Como un decorado escénico ante su mirada se pregunta si es real lo que está viendo. Y entonces de manera inconsciente, se deja llevar completamente,… y lo hace. Coge aliento e intenta no respirar para formar parte de esa eternidad inmutable. Mezclarse con lo que le rodea y convertirse en algo intangible e inalcanzable.

Son tan solo segundos en nuestro mundo, para Ophelia será eterno.

De repente cruje una rama seca que le devuelve a la vida lógica, consciente del tiempo, se da cuenta que es vulnerable y mortal. Casi sin pensar, vuelve a coger aire mirando al lago para volver a fundirse en lo atemporal…, pero ya no es la misma. Ya ha visto ese lago.

Una sensación extraña acaricia su nuca y le obliga a girarse. Cuando lo hace se da cuenta que no ve absolutamente nada porque su vista se ha acostumbrado al brillo del lago y no consigue enfocar el bosque. Se esfuerza y en el segundo pestañeo, dos ojos rojos como el fuego se abren en la espesura y se clavan en los suyos. Petrificada, siente como llega otro instante eterno, o esta vez, quizás no.”

“Fluye en cada uno de nosotros un universo paralelo de sensaciones perennes en el tiempo, inmortales, eternas. De nosotros depende darnos cuenta.”

El último bosque, O. J. Moshe

 

EPUYEN – La perla escondida de Chubut

No debería contarlo porque tal vez y dado el ingente tráfico de visitantes que tiene esta página :-p, este artículo una vez publicado destruya la paz y tranquilidad de un hermoso lugar de la RUTA 40, lejos de senderistas con “ropa técnica” y “gore tex” hasta en los calzoncillos,… pero qué demonios, hoy me he levantado generoso.

Epuyen es un pueblo al noroeste de la provincia de Chubut, en la Comarca Andina del Paralelo 42. Rodeado de valles, mesetas y pampas. Los valles son regados por magníficos arroyos y arroyuelos que se deslizan entre bosques de cipreses, coihues y maitenes.

En el Parque Municipal Puerto Bonito, es posible disfrutar del lago Epuyén en toda su magnitud, como también realizar caminatas o degustar productos regionales en la Confitería Municipal, donde se exhiben trabajos de artesanos locales y productos a buen precio elaborados por los vecinos de Epuyén.

Epuyén se encuentra a 28 kilómetros de El Hoyo, quienes vienen de allí, desde el norte se encuentran con la localidad al final de una subida pronunciada. Hay dos caminos de tierra que asoman a la Ruta Nacional 40, el de la izquierda viene de El Maitén (a 30 km) y el de la derecha lleva a Epuyén.

El primero de ellos cuenta con una bajada al valle en ripio, abrupta y con curvas cerradas. Desaconsejado. Es recomendable si se viene del norte, seguir unos pocos quilómetros más al sur e ingresar al valle por el camino pavimentado que parte de la misma Ruta 40, con carteles indicativos grandes y claros, junto a una Oficina de Turismo y una gasolinera con una conexión wifi muy buena.

Trekking EPUYEN – Senderos

1. El CHALET

Saliendo desde el Parque Municipal Puerto Bonito y siguiendo la margen sur del lago Epuyén, en una hora de marcha tranquila se llega hasta El Chalet. Altamente recomendable. Con calmas playas de arena blancas, ya que no hay vientos. Es ideal para mezclarse con la naturaleza y fluir, en un entorno de poca afluencia y gran impacto paisajístico.

Tiempo estimado: 1 hora
Dificultad: media (Apto para realizarla a pie o a caballo).
Altura máxima: 400 msnm.
Se encuentra señalizada.
Prohibido acampar y hacer fuego.

2. BAHÍA DE LAS PERCAS

Sencillamente fantástico este trekking. Obligatorio si se visita Epuyen. Durante las 2 horas de senda se disfruta de un entorno continuamente cambiante y esplendido, en el que asciendes por angostos caminos con vistas al lago y paneles informativos te ilustran sobre las especies de flora que vas cruzando a tu paso. Tras atravesar un bosque de pinos el camino se abre para cruzar el cauce del rio. Más tarde bordearas el lago entre bosques de cipreses y coihues para llegar a una bahia espectacular.

Tiempo estimado: 2 horas
Dificultad: media (Apto para realizarla a pie o a caballo).
Altura máxima: 400msnm.
Prohibido acampar y hacer fuego.

3. LA CONDORERA

Ubicada sobre el cerro Epuyén este recorrido se inicia en el Parque Municipal Puerto Bonito. Es un trekking exigente, pero te premia con un lugar donde poder disfrutar del avistamiento del cóndor. Desde el Parque, siguiendo las indicaciones hacia el este se va subiendo por el faldeo del cerro Epuyén hasta la Condorera. Luego, un cartel indica el inicio de la bajada hacia el lago.

Tiempo estimado: 7 horas.
Dificultad: alta
Altura máxima: 800 msnm.

 

Compártelo con tus amigos:

M.M.B.

One Comment

  1. Dado lo bien que lo estáis pasando, espero que el próximo cumpleaños estéis aquí. Un beso enorme.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *